viernes, 18 de mayo de 2007

JESÙS





Hombre recio que llegas a mi vida
en ese instante mismo en que sufrìa,
borraste de mis ojos todo el llanto
e hiciste que olvidara tanto quebranto.
Eres suave ternura envuelta en amor,
eres mi dulce niño que me hace reir
quien me da un beso con dulzura
y hace que mis noches no sean oscuras.
Jesùs... cada letra de tu nombre yo amo,
porque me has enseñado de nuevo a creer
que la vida està llena de dulces ilusiones
y que por tì al amor he vuelto a nacer.
Eres mi complemento, mi paz y confianza,
eres ese dulce ser que me hace imaginar
con un mundo bello y tambièn crear
versos enamorados y un dulce despertar.
Soy esa mariposa con las alas renovadas
por tì anhelo volar hacia ese universo,
llevarte de la mano por este mi mundo
y cuidar y alimentar este amor fecundo.
Te quiero con ese amor dulce y sincero
que hace que mis dìas sean llenos de luz.
Publicar un comentario

" LA DISTANCIA ES COMO EL VIENTO, PORQUE AGIGANTA LOS GRANDES AMORES "